La delegación de Anaitasuna logra tres medallas de plata en el Campeonato de España de Halterofilia Máster

Mikel Muniáin, Iñaki Domínguez y Juan Gil se proclamaron subcampeones en Gijón, mientras que Iván Muniáin se quedó cuarto

Los resultados del pasado año eran casi inmejorables y, por lo tanto, el listón estaba muy alto. Pero los cuatro deportistas de la S.C.D.R. Anaitasuna que acudieron el pasado fin de semana a Gijón para participar en el VII Campeonato de España de Halterofilia Máster se esforzaron por dar lo mejor de sí mismos y, como consecuencia de ello, volvieron a Navarra con tres subcampeonatos de España.

En el 2021, cuatro halteras del club navarro dominaron el torneo, al conseguir tres medallas de oro y una de plata. En esta ocasión, los integrantes de la delegación de Anaitasuna se subieron tres veces al podio y tres de ellos se quedaron a un solo paso de colgarse la medalla de oro en el Palacio de los Deportes la Guía de la ciudad asturiana.

Por un lado, Mikel Muniáin, que venía de ser campeón de España, se quedó a solo un kilo de poder revalidar el título. Fue subcampeón de España en la categoría M40-67. En arrancada, levantó en el primer intento 80 kilos, falló en el segundo los 84, que los consiguió en el tercer intento. En dos tiempos, levantó 100 kilos en el primer intento, 105 en el segundo y falló los 107 en el tercero.

“Cuando das todo lo que tienes y te ganan, no queda más que felicitar a mi contrincante y amigo Andrés Rubiños por la lucha que tuvimos en la tarima”, reconoció el haltera de Anaitasuna después de la prueba. “Solo un kilo de diferencia entre Andrés y yo. Tuve la oportunidad de ganar con esos 107 kilos, pero no quedaba ni gota de fuerza en el cuerpo”, aseguró, al tiempo que explicó que se trata de “una medalla de plata luchada, entrenada y que ahora colgaré en el lugar donde guardo las medallas especiales”.

Por otro lado, Iñaki Domínguez venía de un campeonato del 2021 en el que logró la medalla de oro y la mejor marca de toda la categoría. En esta ocasión, se proclamó también subcampeón de España en la categoría M45-81, con un intento de récord de España en arrancada que, finalmente, no pudo lograr. Su medalla de plata tiene mucho mérito, ya que, durante el pasado mes de marzo, sufrió una lesión, al romperse el ligamento húmero cubital. En tan solo diez semanas, consiguió reponerse de la lesión y recuperar su condición física para competir al máximo nivel.

También compitió Juan Gil, que el pasado año fue subcampeón de España (con el club Runa) y que, en esta ocasión, ya vistiendo la equipación de Anaitasuna, volvió a revalidar el título y la medalla de plata en la categoría M40-109. En su caso, en el primer intento de arrancada levantó 93 kilos, falló en los 97 kilos en el segundo intento, pero los levantó en el tercero. En dos tiempos, levantó 110 kilos en el primer intento, falló en el segundo los 114, pero los levantó en el tercer intento.

Por último, Iván Muniáin, que había sido subcampeón de España en el 2021, no consiguió esta vez acceder al podio y se quedó en la carta posición de la clasificación en la categoría de M45-67.

X